Festival de Sitges 2013 – Crónica Express (Quinta parte)

¡12 nuevas pelis comentadas! Quinta entrega de las Crónicas Express de este 46 Festival de Cine Fantástico de Sitges de la mano de Javier J. ValenciaXavier Torrents Valdeiglesias, y Oscar Sueiro. En esta ocasión os reseñamos Only God Forgives de Nicolas Winding Refn, A field in England de Ben Wheatly, Wrong Cops de Quentin Dupieux, Real de Kiyoshi Kurosawa, L’etrange coleur des larmes de ton corps de Hélène Cattet y Bruno Forzani, Hooked Up de Pablo Larcuen, Una historia de amor y furia de Luiz Bolognesi, Horror Stories II de Bum-Shik Jung, Hui Kim, Sung-Ho Kim, Beom-sik Jeong, Hwi Kim, Sung-ho Kim y Kyu-Dong Min, Enemy de Denis Villeneuve, Patrick de Mark Hartley, Abductee de Yudai Yamaguchi y Proxy de Zack parker.

ONLY GOD FORGIVES (Nicolas Winding Refn)

Xavier Torrents Valdeiglesias:

Winding Refn regresa con un tortazo en toda regla. Quien espere ver una secuela de Drive se va a llevar una decepción enorme con un film que baila mucho más al compás de Valhalla Rising que no al de la última película que todo el mundo disfrutó. Dicho esto, lo que nos encontramos en este film es una poesía visual magnánima, un lenguaje cinematográfico hipnótico y, lo mejor de todo, una sorna y humor que se ríen del propio espectador. Y ahí radica todo: Winding Refn nos toma completamente el pelo con este film, dando un tortazo a nuestra postura de creernos más listos que nadie y “saber” todo lo que acontece antes y después de lo que estamos viendo. Es una sorna a la forma de ver películas, de criticar películas, y de ser expertos de películas. El cineasta se planta ante eso con un film excelentemente rodado y con una trama que se acaba riendo en tu cara. Obra maestra. Nota: 9,5

Javier J. Valencia:

Con Nicholas Winding Refn uno nunca sabe muy bien a que atenerse, y flotaba la duda sobre si con Only God Forgives proseguiría con el estilo de Drive que tan bien le funcionó hace un par de años. Pero ha salido por la tangente con una obra de tempo lento, estética colorida y muy violenta sobre una escalada de venganza a raíz de la muerte del hermano del protagonista, el hierático hasta el infinito Ryan Gosling que está haciendo un arte del tener cara de piedra. Puede ser tomada como una estética celebración de la violencia o como una lisérgica tomadura de pelo. Tal vez sea ambas cosas. Un 6,5

Oscar Sueiro:

El mundo se divide entre fans y haters de Drive –yo soy fan–, pero aquí ni eso, aquí la división es mucho más loca, de hecho, la mayoría de fans de Drive se pasan al bando de los haters. Yo de momento me mantengo al margen a la espera de un segundo visionado. Me alucina la capacidad visual y sonora de Nicolas Winding Refn hasta el punto de llegar a un estado de hipnosis, pero también me gusta enterarme de qué va la película, y aquí, habiendo dormido tres horas, no creo que haya sido capaz, así que creo injusto juzgarla precipitadamente. Me gustó, pero toda su carga simbólica y empeño esteta, merece un análisis más exhaustivo, aunque confío en que cada vez que la vea me gustará más. Un 7,4

A FIELD IN ENGLAND (Ben Wheatly)

Xavier Torrents Valdeiglesias:

El regreso de Ben Wheatly viene cargado de psicodelia, humor negro, crueldad y cinismo. El elemento alucinógeno impregna un metraje sucio, duro y denso. Una densidad que para más de un espectador puede convertirse en obstáculo e incomodidad, pero que si se supera el esfuerzo de visionado que plantea el film, lo cierto es que se puede disfrutar de una experiencia bastante única. Nota: 6,5

WRONG COPS (Quentin Dupieux)

Xavier Torrents Valdeiglesias:

Excelente comedia de humor gamberro, cínico y, en ocasiones, muy desagradable. Como seres perdidos en la inmensidad de lo absurdo, los agentes de la ley que protagonizan el film se mueven constantemente en un poso de ilegalidad e inhumanidad. El “todo vale” impera en esta película que, con una banda sonora notable, transforma un pesimismo radical palpable en una de las mejores sornas cinematográficas que se pueden ver hoy en día. Nota: 7,5

Oscar Sueiro:

Dupieux (Rubber, 2010) es actualmente el máximo exponente del humor absurdo, aunque en esta última película se modera un poco y consigue la perfecta mesura entre la narración y la absurdez. Perfecciona su estilo único y nos brinda un peliculón sobre unos policías odiosos y corruptos de poca monta. El plantel de secundarios tampoco tiene precio; un melómano moribundo, un policía tuerto compositor de música electrónica, y un chanchullero con un pasado porno gay. No os voy a contar nada, sólo que me parece un pepino de peli a la que Mr Oizo –el mismo Dupieux–, que se hizo famoso con aquella campaña de Levi’s del muñeco de peluche- remata con un musicón que te obliga a marcar el compás. Ideal para ver con amigos. Ojo, que tiene mala baba. Un 8,5

REAL (Kiyoshi Kurosawa)

Xavier Torrents Valdeiglesias:

Película fallida por culpa de un guión que, si en su primera hora peca de previsibilidad, en la segunda cae por un abismo de giros y más giros zafios. La trama de por sí no despierta ningún interés y formalmente nos encontramos con una factura plana que transmite un tono excesívamente neutro. La ridiculez del clímax final sirve como guinda para un film totalmente olvidable. Nota: 3,5

Javier J. Valencia:

Kiyoshi Kurosawa vuelve a meter mano en el género fantástico con Real, una historia de freudiana ciencia ficción en la cual un joven debe introducirse, gracias a una nueva tecnología, en el subconsciente de su novia, la cual se encuentra en coma. El desgranado de su argumento durante la primera mitad del a historia está llevado, a pesar de la habitual parsimonia narrativa del director deKairo, con bastante interés, pero empieza a girar y girar de un modo bastante enloquecido e incoherente, hasta que al final termina por hacerse un tanto irritante. Está lejos de las mejores obras de su director, pero la mala acogida recibida también resultó un tanto excesiva. Un 4,5

Oscar Sueiro:

Kiyoshi Kurosawa, un viejo conocido del Festival muy dedicado al género fantásticos todos estos últimos años. No ha vuelto a repetir el bombazo que dio con Cure, pero tiene un buen puñado de títulos apreciables. Esta vez, trata sobre un sistema que permite entrar en el subconsciente de las personas a través de una técnica llamada “Sensing”. Con ella, pretenden despertar del coma a una joven dibujante de Manga que presumiblemente intentó suicidarse. Evidentemente, la cosa no quedará solamente ahí. Rodada con muchísima elegancia aunque un poco excesiva en su metraje, resulta una propuesta bastante estimulante. Un 6

L’ETRANGE COULEUR DES LARMES DE TON CORPS (Hélène Cattet y Bruno Forzani )

Xavier Torrents Valdeiglesias:

Hélène Cattet y Bruno Forzani nos traen un film necesario, único e innovador. El sonido es el protagonista de esta película, con una construcción de banda sonora que funciona casi como píldora alucinógena que te arrastra a la locura de la trama. Una locura que se sitúa en el Giallo pero solo como punto de orientación, pues el viaje al que te lleva va más allá de la imágen y del sonido, más allá de los primeros planos y los filtros de color. Con una densidad muy potente, el film navega entre el máximo interés y la posible caída en un bloqueo para su visionado. Una de esas películas que para cada espectador va a ser una experiencia única y autónoma. Nota: 7

Javier Valencia:

L’etrange couleur des larmes de ton corps, del tandem Cattet-Forzani, ha logrado repetir la controversia de su previa “Amer”. El cuidado por la estética y el sonido està tan llevado al máximo que es imposible no caer rendido ante su magnitud, pero su repetición en crear constantemente secuencias icónicas resulta a su vez excesivo y cargante. Fascinante e irritante por igual. Nota: 5,5

Oscar Sueiro:

Hèléne Cattet y Bruno Forzani, quiénes ya revolucionaron el mundo del cine-homenaje con la notabilísma Amer. Aunque siempre se les relaciona con el Giallo italiano, reconocen también influencias del primer cine de Bigas Luna y Vicente Aranda, entre otros. Una propuesta hipercolorista y sensorial. Es poco narrativa, es más bien una experiencia que una película, como ya lo fue Amer. En esta ocasión, no llegué a conectar tanto, quizás porque el factor sorpresa del formato ya lo tenía asimilado, pero ejercen un poder de fascinación que me haría ser un mediocre si me conformase con un sólo visionado. Abstenerse los alérgicos a lo experimental. Nota: 6,5

HOOKED UP (Pablo Larcuen)

Xavier Torrents Valdeiglesias:

Interesante y divertida, esta película rodada con un iPhone funciona en un nivel muy básico que entretiene correctamente. Con varios errores y agujeros, la simpleza del concepto lo convierte todo en algo aceptable y muy fácil de digerir. Quizás la pega más grande es lo mucho que se llega a notar la posproducción del film, cuando quizás un resultado final más sucio habría sido más adecuada. Nota: 5

UNA HISTORIA DE AMOR Y FURIA (Luiz Bolognesi)

Javier J. Valencia:

Una buena muestra de cine de animación llegado desde Brasil. La película narra la historia de amor inmortal entre un hombre, elegido de los Dioses en la antigüedad para liberar a los Tupinamba y una mujer de su tribu, y se divide en varios segmentos traumáticos en la vida de su país a medida que los personajes se van reencontrando en nuevas reencarnaciones, desde la invasión de los portugueses en 1811 hasta la dictadura militar posterior al golpe del 64. La excepción es la cuarta y última parte situada en el año 2095 en la cual se ha desatado la guerra por el agua. Tiene pasión y cierto espíritu revolucionario, sabe resultar emotiva en ciertos momentos y su animación es bastante correcta. Un 6,5

Oscar Sueiro:

Película de animación brasileña de género fantástico que es el marco de una historia de amor universal que perdura en el tiempo, a través del cual nos muestra Río de Janeiro desde hace seiscientos años hasta el futuro. Aunque históricamente imprecisa, no deja de ser bonita. Para ver con toda la familia. Un 5,5

HORROR STORIES II (Bum-Shik Jung, Hui Kim, Sung-Ho Kim, Beom-sik Jeong, Hwi Kim, Sung-ho Kim y Kyu-Dong Min)

Javier J. Valencia:

Los tres segmentos (cuatro, contando la historia que las une) que componen Horror Stories II, secuela de la producción coreana que el pasado año dejó un buen regusto, son de una calidad bastante desigual, moviéndose entre lo mediocre y lo directamente pésimo. La excepción es la historia The Escape, de Jung Bum-Shik, el cual estaba presente durante la proyección y que narra el desesperado intento de huir de una dimensión demoníaca de un atribulado profesor, todo en un tono de comedia perfectamente elaborado. No salva el resultado general de la obra pero al menos eleva su calidad. Un 4

Oscar Sueiro:

La segunda entrega de una serie de relatos cortos en formato largometraje, que también pasó por Sitges el año pasado, aunque en esta ocasión, dejando menos huella. Si la primera parte tenía un par de historias que te hacían pasar miedo, cosa rarísima en el cine de terror -por desgracia-, la que pudimos ver ayer no lo consigue ni por asomo. El primer cuento no está mal, y con la idea mejor llevada podría haber conseguido momentos de piel de gallina, pero lo tira por la borda. La segunda historia genera indiferencia, y la tercera, menos mal de la tercera… por lo menor te hace reír. Es una comedia fantástica muy ingeniosa e imaginativa. Gracias a ella terminamos con buen sabor de boca y salvó la papeleta de las “horror” stories. Un 4,3

ENEMY (Denis Villeneuve)

Xavier Torrents Valdeiglesias:

Impresionante. Magnánima. Imprescindible. Basado en la novela de Saramago, este film nos lleva por un recorrido intensamente kafkiano donde la dualidad del personaje y ambigüedad de la trama nos seducen e hipnotizan hasta el extremo. Con un excelente trabajo de ritmo, la película transcurre lentamente y a la vez inspirándonos un brillante nerviosismo constante. Se trata no solo de una de las mejores obras del festival, si no de una de las mejores del año. Nota: 8,5

PATRICK (Mark Hartley)

Oscar Sueiro:

El remake de una película australiana que ganó el festival en el año 78, si mal no recuerdo –no, no tengo tiempo para contrastarlo. Veo siete pelis casi cada día–. Si la original ya no me parece gran cosa, aquí se la recarga de todos los tics del terror moderno de sala comercial para convertirla en un producto artificioso y efectista hasta decir basta. El director ya advirtió que no era sutil, ¡pero es que tiene un susto a cada minuto! mejor dicho, un intento de susto, pues aunque ni los primeros son efectivos, todos los que pudieran serlo pierden la pegada enterrados por el abuso. Tiene la fotografía, tiene la dirección artística, los actores no están mal, pero decide hacer terror de brocha gorda a golpes de volumen. Suspendido. Un 3

ABDUCTEE (Yudai Yamaguchi) 

Oscar Sueiro:

Se rumoreaba que era “el Buried de este año”. Y sí, la premisa es un secuestro, un hombre solo en un contenedor de transporte de mercancías, pero la evolución es bien distinta a la del film de Rodrigo Cortés. Como en aquella, aquí tampoco se puede desvelar mucho sin fastidiar el desenlace, solamente diré que sorprende, y seguro que habrá unos cuantos a los que les sorprenda para mal. Pero es que a mí me gusta el cine fantástico, lo vistan como lo vistan. Un 6,3

PROXY (Zack Parker)

Oscar Sueiro:

Una de esas películas en las que te preguntas ¿porqué algo tan potente lo estamos viendo cuarenta personas en el Prado a las 3 de la madrugada, y el otro día me comí el truñaquer The Jungle en el Auditori? Proxy es… es… no sé lo que es. No hay ni un personaje que no esté desequilibrado aunque no lo parezca. A partir del salvaje ataque a una mujer embarazada, empiezan a emerger secretos, traumas, obsesiones, relaciones malsanas… Hay que verla. Más adelante será un placer escribir largo y tendido sobre ella, pues tiene enjundia la muy retorcida. Un 8

 

Esta entrada fue publicada en Especiales y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.