En realidad, nunca estuviste aquí (You Were Never Really Here, Lynne Ramsay, 2017)

En realidad, nunca estuviste aquí es de esas películas que está hecha para arrasar en festivales. De hecho, ganó dos premios en el festival de Cannes; Mejor Guión y Mejor Actor y causó furor en la maratón sorpresa de la 50 edición del festival de Sitges. Lynne Ramsay ha dado a luz a uno de los films más potentes del 2017 y el mejor de su carrera como directora. Teniendo como escenario inicial un ambiente callejero sucio, donde se puede respirar la tensión que se vive en las calles por las que el protagonista, Joe, se mueve habitualmente para cumplir los encargos que le van surgiendo, En realidad, nunca estuviste aquí arranca con un montaje casi tipo hip-hop seguido de un plano secuencia crudo y a la par hipnótico. Joaquin Phoenix es el encargado de cargar a sus espaldas el gran peso que supone interpretar al personaje principal, lleno de traumas y de interminables conflictos morales a los que está sometida su mente. Construido como una especie de Norman Bates, ligado a la figura de la madre como una garrapata, que está dispuesto a vivir y cuidar de ella eternamente sin provocarle eso problema alguno. Ocultando, debajo de esa máscara de hijo perfecto que se coloca cada vez que entra en casa, a un asesino a sueldo sin ningún tipo de escrúpulo marcado de por vida por presenciar un asesinato años atrás. La compenetración de sendos actores en pantalla es deslumbrante. Tanto Judith Roberts (la progenitora de Joe) como Phoenix se muestran ante la cámara de un modo tan natural que parece hasta enfermizo. Sobre todo el personaje del actor nominado al Oscar, si se tienen en cuenta, claro, los giros de guión que van activándose a cada cambio de acto de la historia. En ese sentido, Ramsay no da un respiro al espectador, puesto que cuando éste se acostumbra a lo que está viendo y piensa que el tono del film ya no puede ir más hacia arriba, rompe sus esquemas y sobrepasa los límites una vez más. Una lástima, por otro lado, que el personaje de Ekaterina Samsonov -Nina, la niña a la que pretende rescatar Joe- quede un tanto desaprovechado por la flamante presencia de un Phoenix absolutamente imbatible en escena.

Desde un primer momento, Joe se presenta como un tipo al que no hay que hacer esperar ni tampoco intentar engañar. Actúa en cierto modo como una especie de castigador implacable de aquellos que van esparciendo el mal por las calles, aunque sea solo para saldar cuentas. Es un cine que bebe mucho de la filmografía de Martin Scorsese y de su concepto sobre el tener que limpiar esas calles de la mugre que la habita. Un planteamiento que es transparente en films como Taxi Driver o Malas callesEn realidad, nunca estuviste aquí se asemeja mucho más a la primera-. Pero Ramsay juega con lo onírico para que, cada dos por tres, quede en duda si lo que Joe está viviendo es real o simplemente es fruto de la imaginación.

A pesar de que sea una idea que ya se ha visto en otros films, Ramsay hace hincapié en su importancia aplicando una violencia muy explícita que puede incomodar a los que no estén acostumbrados a ver sangre en abundancia en pantalla grande. Empleando una cantidad abundante de planos cerrados, fijos y llenos de vacíos para centrar al cien por cien la mirada en aquello que está proyectando en primer plano. Evitando así cualquier distracción. En ese sentido, la cámara no deja espacio para que el espectador pueda explorar en demasía la escena. Se acerca bastante al estilo de cine de género en cuanto a ejecución y violencia -por supuesto- se refiere.

En realidad, nunca estuviste aquí, pues, navega entre las aguas de Taxi Driver y Psicosis en gran parte de su contenido. Pero en el fondo son meros adornos estéticos que la directora emplea para contar una historia, de la forma más oscura y macabra posible, que  va por caminos totalmente opuestos a los de Robert de Niro en el film de 1976 por mucho que estos se parezcan. Pierde el ritmo en determinados momentos, pero apenas se nota gracias a la pulida y brillante actuación de Joaquin Phoenix.

Xavi Mogrovejo

Para ver el trailer, PULSA AQUÍ

Esta entrada fue publicada en Cine Thriller y etiquetada , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.