Horror Stories (Jung Bum-sik, Im Dae-woong, Hong Ji-young, Kim Gok, Kim Sun, Min Kyu-dong, 2012)

hstoriesCAP2

Película coral que consta de cuatro historias independientes unidas por un hilo conductor macabro: un chico tiene secuestrada a una joven y no la dejará ir si no consigue asustarlo con una historia de miedo.

El primero de estos relatos es una maravilla, es cine de terror con mayúsculas. A estas alturas, con tantos cientos de películas de género vistas, y traumas infantiles superados, que consigan ponerte la piel de gallina es todo un éxito.

Una niña y su hermano pequeño se quedan solos en casa y un mensajero trae un paquete para su madre, que ya les ha advertido por teléfono de que no abran al extraño, que se limite a dejar el envío en la puerta. Toda esta situación desatará un juego entre realidad e imaginación que nos tendrá en tensión todo el tiempo. El film trata de jugar con que la proyección de la fantasía de un niño puede ser más terrorífica que la propia vida, pero ¿y si esa ensoñación guarda en sí una porción de cruda realidad? Está rodada con maestría y el uso de la cámara lenta junto con el juego de luces y penumbra, logran generar una atmósfera de pesadilla que os tendrá en vilo todo el tiempo. También cuenta con algún susto gratuito, pero funciona y se agradece.

hstories03d

El segundo relato, ya más ligero, tiene sus puntos álgidos pero no existe ni de lejos la empatía que provocan los niños, que te retrotraen a tu infancia, a adivinar formas que no existen detrás de cualquier sombra. Lo protagonizan dos hermanas rivales, aspirantes a casarse con el mismo hombre, un cirujano aparentemente perfecto pero que esconde un macabro secreto.

El tercer fragmento vuelve a ponernos en tensión. Tienen que transportar en un avión a un asesino en serie, que por supuesto, atacará a toda la tripulación, pero a su vez acosado por los fantasmas de sus víctimas anteriores. Bastante bien realizado y con despuntes de violencia más física que la de los anteriores fragmentos.

Y por último, el subgénero Infectados. Casi todo el metraje transcurre en el interior de una ambulancia en la que se debate si abandonar o no a una niña que suponen que ha sido mordida y, por consiguiente, contagiada. Un tanto adrenalínica y con algo de la mala leche. Muy bien aprovechado el espacio y bien llevado el ritmo aunque el final me pareció un pelín previsible.

Hasta aquí el Creepshow coreano, rodado de forma impecable y dejándonos con ganas de secuelas que sigan manteniendo el nivel.

Oscar Sueiro

Esta entrada fue publicada en Cine Terror y etiquetada , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.